sábado, 11 de noviembre de 2017

John Connolly- Los Amantes. Una crítica




Me gusta la forma de escribir de John Connolly y me apasiona la serie del detective Charlie “Bird” Parker. El hecho tener en casa casi toda la colección –comprada en la añorada Librería Negra y Criminal- siempre posibilita el ir avanzando en su lectura. A pesar de ello, ya hacía más de un año que terminé el anterior cuando me puse a leer Los Amantes, el octavo de la serie (leídos por orden numérico, lógicamente).

En él nos encontramos a un Charlie Parker con la licencia de investigador suspendida y que ocupa su tiempo trabajando como encargado en un bar, el Great Lost Bar. Ahora que tiene tiempo y, tal y como avanza en el prólogo, va a dedicarse a intentar averiguar qué impulsó a su padre, un honrado y equilibrado policía y padre de familia, a matar a tiros sin motivo aparente a una pareja de jóvenes desarmados, suicidándose posteriormente dejando atrás a su esposa y un hijo de pocos años.

Los encuentros con antiguos compañeros de su padre en el cuerpo le aportan poca luz y añaden una molesta sensación de muro, de ocultamiento por su parte. Mientras tanto, se presenta en su trabajo Mickey Wallace, escritor especializado en temas morbosos con gran repercusión en ventas, que está decidido a escribir un libro explicando la historia de Parker y los extraños casos en los que se ha visto involucrado, al que Bird echa de mala manera. Además, por diferentes estados del país se descubren asesinatos en que los autores han dejado una extraña inscripción como marca. Al ir descubriendo nueva información sobre su padre, Charlie Parker empieza a preguntarse si estos asesinatos rituales no tendrán que ver con él a pesar de los años transcurridos mientras viejas presencias vuelven a hacer aparición.

En Los Amantes, John Connolly se centra en el personaje de Will Parker  y conforme se adentra en él, consigue alumbrarnos sobre los orígenes de su hijo Charlie y resolver alguna de las incógnitas que planeaban sobre él aunque, acaso alguien lo dudaba?, no dejan de plantearse otras nuevas. También vuelven a tener protagonismo elementos sobrenaturales que habían quedado algo aparcadas en las entregas anteriores. 

Como no puede ser de otra manera, se reconocen fácilmente las características comunes de la serie: los conflictos internos y la lucha permanente de Charlie Parker contra el Mal y la atracción de éste hacia el protagonista, violencia soterrada que se desborda con facilidad y turbias relaciones personales que esconden una importante barniz ponzoñoso. Como es habitual, la novela ofrece un gran ritmo y una elevada tensión narrativa. John Connolly vuelve a dar muestra de una prodigiosa capacidad narrativa, situando parte de la trama en los años sesenta -explicando el compañerismo del cuerpo de policía-, encajándola perfectamente con el presente sin chirridos ni estridencias. Sus personajes, poderosos y complejos, poseen muchos matices y están excelentemente trazados. Durante la narración desarrolla diferentes hilos o tramas diferenciadas, en tiempo y espacio, que acaban confluyendo como piezas en un puzzle y sin dejar de sorprender al lector. 

Los Amantes es otra entrega brillante que refuerza mi convencida adhesión a la serie de Charlie Parker y la admiración hacia John Connolly, un gran escritor, que siempre ofrece historias turbias de lectura tan exigente como gratificante.



OTRAS RESEÑAS DEL AUTOR:

John Connolly en la Wikipedia
John Connolly

Recomendación: 
La serie Charlie Parker y empezar por el primer título de la misma: Todo lo que muere.
Puestos a recomendar, mi otro autor preferido en este género: Andrea Camilleri con la serie de Salvo Montalbano.
Mientras escribía esta reseña he escuchado Patrones de Fuerza de Maronda, otro aldabonazo en su carrera. La joya llamada Foreverland de The Divine Comedy y el divertido Different Creatures de Circa Waves.




2 comentarios:

  1. Me gusta el punto de partida, con lo de la investigación del padre, pero por lo que cuentas no tiene mucho sentido leer el libro si no se han leído los anteriores de la serie, ¿no?

    ResponderEliminar
  2. No es imprescindible ya que el amigo Connolly se preocupa de que no queden cabos sueltos y explica la importancia del personaje aunque, evidentemente, si se han leído los libros anteriores el contexto se entiende mejor.

    En esta serie, empezar por el primero creo que es importante.

    Saludos

    ResponderEliminar